Blogs.

25 noviembre 2010
La vida de los primeros cristianos

En la Unidad 2 y 3 podemos conocer cómo fue la vida de los primeros cristianos: su dinamismo misionero, las dificultades y persecuciones que sufrieron, cómo trataron de transmitir el Evangelio a través de la filosofía, el arte, etc. Si quieres seguir conociendo más de la vida de aquella Iglesia joven y activa, tienes una web en la que encontrarás información abundante y de calidad. Se llama precisamente primeroscristianos.com, y en ella encontrarás secciones con temas que han aparecido en estas dos unidades, como por ejemplo: expansión del cristianismo, Padres de la Iglesia, o las Catacumbas.

También hay un apartado en el que se recopilan textos de gran relevancia histórica sobre los primeros cristianos, entre los que vamos a destacar ahora la Carta a Diogneto (Anónimo, 158 d.C.). Se trata de un breve tratado apologético dirigido a un tal Diogneto que, al parecer, había preguntado acerca de algunas cosas que le llamaban la atención sobre las creencias y modo de vida de los cristianos. El desconocido autor de este tratado le responde de manera bella y profunda describiendo cómo era la vida de los primeros testigos de la fe. Son célebres estas palabras:

Los cristianos no se distinguen de los demás hombres ni por su tierra, ni por su lengua, ni por sus costumbres. En efecto, en lugar alguno establecen ciudades exclusivas suyas, ni usan lengua alguna extraña, ni viven un género de vida singular. La doctrina que les es propia no ha sido hallada gracias a la inteligencia y especulación de hombres curiosos. [...] Habitan en sus propias patrias, pero como extranjeros; participan en todo como los ciudadanos, pero lo soportan todo como extranjeros; toda tierra extraña les es patria, y toda patria les es extraña. Se casan como todos y engendran hijos, pero no abandonan a los nacidos. Ponen mesa común, pero no lecho. Viven en la carne, pero no viven según la carne. Están sobre la tierra, pero su ciudadania es la del cielo. Se someten a las leyes establecidas, pero con su propia vida superan las leyes. Aman a todos, y todos los persiguen. Se los desconoce, y con todo se los condena. Son llevados a la muerte, y con ello reciben la vida. Son pobres, y enriquecen a muchos.

(Se puede descargar completa AQUÍ)

El siguiente vídeo resume algunos de los rasgos propios de aquellos primeros cristianos desde una clave actual, y también se presentan los propios objetivos de la web primeroscristianos.com:

Posteado por César Badajoz

Comentarios
No hay ningún comentario disponible













Bilingual learning













« Junio 2017 »
L M X J V S D
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30
pie_pagina_separador
Fundaci�n Edelvives